¿México es un Estado fallido?

Por: Juan Pablo Hernández Estrada.
En los últimos meses, seguramente, al igual que yo, han escuchado o leído comentarios en redes sociales similares a: “Estamos peor que en Venezuela”, “somos un país quebrado”, “el PRIAN ha llevado a México a una crisis”, “AMLO es un peligro para México.”
En medios de comunicación y en la conversación pública, el concepto “Estado fallido” ha sido usado para contextualizar y explicar fenómenos tan complejos como la ineficacia gubernamental, vacíos de poder local, violencia regional y falta de resultados en el sistema político mexicano.
El Estado mexicano no es fallido, es disfuncional en diversas áreas, como la seguridad y salud pública, o la corrupción.
La economía de México está basada en el libre mercado con una fuerza exportadora tremenda. Es la economía más grande en Hispanoamérica, la segunda de América Latina y en 2018, rankeada como el número quince a nivel mundial.
Basados en un modelo capitalista de libre mercado, el autor Luis Pazos, en su libro “Desigualdad y distribución de la riqueza”, explica lo siguiente: “La mayoría de los pobres no tienen un capitalista que los explote, viven en una economía ancestral de autoconsumo, son microproductores o comerciantes informales independientes sin patrón.”
De acuerdo con el CONEVAL, en México hay 43.6% de pobres, de los cuales, 7.6% viven en pobreza extrema. (Dato del 2016).
A lo largo de la historia, una parte de la sociedad mexicana se ha rezagado y los gobiernos no han creado las condiciones para que el índice de Calidad de Vida (hecho por la OCDE) aumente. Mejor nivel de educación, seguridad pública de calidad, servicios de salud, por lo menos, suficientes y eficientes, entre otras cosas más, son las que México necesita para mejorar en lo general como nación.
No, no somos un Estado fallido, pero tampoco somos potencia emergente. Es trabajo y competencia de todos los mexicanos luchar día a día por el México que tanto anhelamos.
Vendrán tiempos mejores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *